domingo, 6 de mayo de 2012

Aproximación Teórica de Gestión Concertada, Dialógica y Participativa de los Docentes


Crear   Aproximación Teórica de Gestión    Concertada,    Dialógica   y   Participativa de los Docentes
de  Educación Primaria

CAPÍTULO I
EL PROBLEMA
Planteamiento del Problema

       La Filosofía política actual del país, tiene su equivalente en una Filosofía de la Educación, centrado en un nuevo modelo de sociedad, que se convierte en el ámbito para la formación del nuevo ciudadano, quien hará posible la nueva república. El espacio para construir esta formación es la nueva escuela como centro del quehacer de la comunidad y eje del desarrollo local.
Desde esta perspectiva, se concibe a la escuela como el lugar donde se forma el nuevo ciudadano y la forma como se llevan a cabo estos cambios es a través de una transformación, ya que así se podrá brindar respuestas al país en la formación del ciudadano que, como agente de cambio, garantizará a futuro la consolidación del concepto de transformación permanente que amerita la sociedad.
El conocimiento y compromiso por los propósitos educativos, los contenidos y las prácticas de enseñanza que se requieren para lograrlos, son algunas de las tareas fundamentales de las escuelas y se plasman en el plan y programas de estudio oficiales. Las prácticas educativas y docentes no siempre se circunscriben a estos lineamentos normativos. Lograr que lo planteado en estos documentos de trabajo sea una realidad en las aulas y en la institución en general, no es sencillo. En este sentido, identificar las actividades congruentes con los fines de la educación remite al espacio del desarrollo de competencias; conocimientos para saber con información, habilidades para hacer y actitudes y valores para ser, tanto en la vida escolar como fuera de ella. Éstas resultan tareas tan necesarias como complejas, puesto que en este proceso intervienen diversos factores.

           Entre los factores que limitan el cumplimiento de estas tareas de la escuela, destacan la organización del trabajo académico y la dinámica interna de la escuela. La reflexión en el proceso de enseñanza-aprendizaje es fundamental para distinguir cómo es que los estudiantes aprenden en función de lo que saben y cómo han accedido a ello en tantos elementos verdaderamente prácticos, que puedan tomarse como base para avanzar.
         La educación como proceso social, conduce a la interacción activa y efectiva de los involucrados, por lo tanto debe ser pertinente a las necesidades del individuo, principalmente su formación,  y  a través de una gestión concertada, dialógica o participativa que se ha  se lograr la transformación  de los estudiantes para formar al  nuevo ciudadano, puesto que  se permite adecuar las condiciones, construcción de aprendizajes de todas las niñas y  niños, así como de otros agentes, en lugar de restringirla.
Ahora bien, en este sentido se ha podido observar tendencias que demuestran desinterés y poca motivación hacia la  innovación, planificación y cambios que se gestan actualmente, por lo tanto no hay apertura al cambio,  igualmente falta de adaptabilidad a las circunstancias existentes, lo que ocasiona seguir formando personas sin sentido crítico, ignorantes de la realidad circundante, bloqueados desde el nivel de participación y sin herramientas básicas para tomar decisiones en situaciones problemáticas de su entorno.
Del mismo modo, se hace necesario e importante señalar el déficit existente en la praxis o implementación de las políticas educativas, por parte de la gestión escolar en la educación primaria, en función del diseño educativo venezolano y cuán lejos se encuentra de la normativa programática.
En relación a lo expuesto, y al modelo bolivariano que se está adoptando en nuestra sociedad, queda evidente que la dialogicidad es una condición indispensable para el conocimiento y como todas las personas poseen habilidades comunicativas que les permiten comunicarse y actuar en el entorno, es un reto que las desarrollen y utilicen en buen sentido de manera que se conviertan en protagonistas activos de las transformaciones que caracterizan a la sociedad actual.
Igualmente cabe señalar, que en el ámbito educativo es posible detectar tendencias hacia la praxis tradicional, donde se neutraliza la participación y construcción de aprendizajes en función del diálogo, mucho menos se permite ir replanteando el aprendizaje tomando en cuenta el interés y necesidad que tenga la población estudiantil, en  situaciones del contexto sociocultural al que pertenecen.
En este sentido cabe mencionar, que existen instituciones conducidas por gerentes que cumplen con la actuación básica de directivo, mas la practica misma de su gestión ha de ir más allá, puesto que en la educación y en cada institución hay muchos procesos implícitos y cada uno presenta características particulares y generan problemas diferentes, entre estos se encuentra, la falta de comunicación o diálogo entre los actores lo que genera consecuencias que van en contra del rendimiento estudiantil e institucional, ya que el clima organizacional escolar que se requiere se ve afectado de manera preocupante, puesto que cada miembro del personal escolar se aísla del resto del colectivo humano.
 En consecuencia, se debe plantear en la praxis, una gestión escolar que busque la integración como un todo, donde los estudiantes alcancen alto rendimiento académico, por lo que convenientemente se debe conducir un sistema escolar de la manera más eficiente, buscando estrategias que permitan alcanzar una educación de calidad, tal como lo establece el aprendizaje dialógico en su principio regulador y como lo señala Garmston y Wellman (1999): “El aprendizaje dialógico en su concepción establece que el aprendizaje depende principalmente de las interacciones entre las personas, de la construcción conjunta de significados y un modelo de desarrollar el diálogo reflexivo es a través de grupos interactivos. En estos grupos se estimula el cambio de roles, unas veces se enseña y otras se aprende del otro, la cooperación y la colaboración”.
Del mismo modo, se puede señalar que actualmente está sucediendo lo contrario, las instituciones escolares o el sistema educativo tradicional ha utilizado y sigue utilizando habilidades académicas que están muy alejadas de lo que es el aprendizaje dialógico, ocasionando la exclusión de muchas personas que no tienen acceso al procesamiento de la información, sino a la memorización de contenidos y al sentido dictatorial del docente, por lo que se plantea la puesta en práctica de este enfoque  basado en la puesta en práctica del perfil que caracteriza al educador o gestor bolivariano, y a la utilización de habilidades comunicativas, de tal modo que participen más activamente los diferentes actores escolares  de forma más crítica y reflexiva.
En este sentido, el problema detectado por la investigadora es la presencia de docentes, directores arbitrarios, que no promueven el diálogo y la comunicación en  estudiantes, en el personal que labora junto a ellos, simplemente ordenan e imponen sus ideas sin escuchar, por lo que causa desvinculación  y aislamiento. En el contexto observado solo se controla, creando diferencias y conflictos entre las personas y las unidades de la organización. La realidad en la escuela primaria observada, muestra  una crisis escolar, ya que se presentan diferencias notables entre los actores, mucha cuota de poder por parte del gerente, lo que en consecuencia, genera falta de compromiso, desconfianza, aislamiento, entre otros en el personal y demás miembros, ya que no solo afecta a docentes, sino también a estudiantes, representantes, administrativos, obreros y demás miembros de la comunidad.
Igualmente, la investigadora pudo observar los modos de referirse al problema detectado, a su persistencia y a sus efectos perversos en las condiciones de la institución, ya que hay debilitamiento de los marcos de la racionalidad en la convivencia social, haciendo inevitable la confrontación. En este sentido, cabe retomar la confianza en el sistema bolivariano, en el diálogo y en la participación,  como un recurso o una alternativa para afirmar el espacio de la racionalidad en el seno de la convivencia escolar por lo que se reclama un gestor que garantice un clima de confianza y creencias renovadas, que promuevan el diálogo constructivo calificativo.
De igual manera, cabe mencionar que esta problemática, igual se presenta en gran cantidad de centros educativos, donde  se considera el trabajo basado en la adquisición de contenidos, centrados en la capacidad del alumno y del individuo para reconstruir y encontrar significado al conocimiento, además se centra en otros de índole más social, por lo que se plantea un principio regulador, el aprendizaje dialógico  y participativo, que se centre en una dinámica interactiva de co-construcción en el que puedan intervenir otros actores además del docente – alumno, lo que quiere decir que el aprendizaje va a depender  principalmente de las interacciones entre personas y de la construcción conjunta de significados.
Se establece entonces, conjugar desde este enfoque elementos que reflejen fielmente en la praxis intenciones de buena gestión desde la concepción  concertada, dialógica, y participativa, abarcando al conjunto de la comunidad que enseña (docentes) y aprende incluyendo a padres, madres, otros familiares, voluntariado, alumnado, docente y otros profesionales, donde por otro lado, todos son aprendices a través del diálogo.
Es así como el cambio en la gestión de instituciones educativas no solo se logra modernizando sus equipamientos y tecnologías, es también y principalmente, cambiando las tradicionales concepciones y aplicar nuevos estilos de gestión que fortalezcan en pro de los procesos formativos. La necesidad de potenciar el papel de la dirección y gestión escolar se revela cada día más como una condición imprescindible para enfrentar los problemas de nuestra época, de nuestras instituciones y alcanzar los objetivos de la educación, propiciando altos niveles de eficiencia y eficacia, todo lo cual condiciona su importancia en la realidad actual.
Como consecuencia del problema planteado, surgen las siguientes interrogantes:
¿Los docentes de educación primaria llevan a la praxis los conocimientos del sistema educativo bolivariano implementado actualmente?
¿Se promueve desde la gestión escolar el dialogo y la participación en educación primaria?
¿Los gestores escolares ejercen la profesión por vocación o por obligación?
¿Será posible fortalecer el nivel de educación primaria a través de la praxis adecuada de una gestión escolar concertada, dialógica y participativa?

Justificación de la Investigación
La importancia del estudio radica en el hecho de que con el mismo se pretende contribuir a mejorar la calidad del proceso educativo que se implante en el los planteles de Educación Primaria, `por  cuanto en la medida que se desarrolle adecuadamente el ejercicio docente en relación con el diseño educativo implementado actualmente, en esta medida se ha de alcanzar la máxima finalidad de la educación, de formar integralmente al hombre, expresado en el artículo 3 de la Ley Orgánica de Educación.
Es importante destacar que el estudio está dirigido a fortalecer  el nivel de educación primaria. En tal sentido, la investigación está orientada a estimular en los docentes su capacidad para el uso del diseño curricular desde la participación y el dialogo en el centro escolar, que gire en torno a la transformación requerida en la educación.

Objetivos de la Investigación

Objetivo General
Crear Aproximación Teórica  de  Gestión Concertada, Dialógica y Participativa de los Docentes de Educación Primaria.
Objetivos Específicos
-Diagnosticar  la situación escolar en relación a la praxis docente en educación primaria.
-Identificar causas de desvinculación teórico- prácticas en el sistema educativo de educación primaria.
-Determinar la falta de interacción e integración en las funciones desempeñadas por los docentes.
-Fortalecer desde teoría la praxis del docente de educación primaria a través de la gestión concertada, dialógica y participativa.
                                                                                                        




CAPÍTULO II
MARCO TEÓRICO
En atención a la situación expuesta en párrafos anteriores se han de revisar algunas investigaciones realizadas previamente, algunas  de las cuales tenemos:
- Ferrada, Donatilla (2008). El modelo dialógico de la pedagogía: un aporte desde las experiencias de las comunidades de aprendizaje.
-Ponce, Lidia (2007). La gestión escolar en la educación primaria: su implementación.
-Rodríguez, M. (1999). La Gerencia Educativa y su Influencia en el Clima Organizacional de los Planteles Oficiales. Tesis de Grado para optar al Título de Magister en Ciencias de la Educación. Área: Planificación y Administración Educativa. Universidad del Zulia.

Por otra parte, en relación a la problemática planteada, se consideran algunas corrientes o teorías  que sirven de soporte y argumento teórico al estudio, entre ellas:
1-    Teoría del Socio Constructivismo
La teoría que  se ajusta y sustenta el estudio,  es la Teoría del Socio Constructivismo de Lev. Vigostky, puesto que en esta se sostiene que el aprendizaje es esencialmente activo. Una persona que aprende algo nuevo, lo incorpora a sus experiencias previas y a sus propias estructuras mentales, donde cada nueva información es asimilada y depositada en una red de conocimientos y experiencias que existen previamente en el sujeto. Como resultado se puede decir, que el aprendizaje no es ni pasivo, ni objetivo, por el contrario es un proceso subjetivo que cada persona va modificando constantemente a la luz de sus experiencias.
De igual manera, se dice que el conocimiento, es un producto de la interacción social y de la cultura, ya que el ser humano o la persona es eminentemente social y es el contexto donde se logra un aprendizaje significativo. También se señala, que el origen de todo conocimiento no es entonces la mente humana, sino una sociedad dentro de una cultura, dentro de una época histórica, y se aprende porque  al individuo se le ha enseñado a construir a través de un dialogo continuo con otros seres humanos, piensa, comunica lo que ha pensado, confronta sus ideas y de ahí construye.
2-    Teoría Psicolingüística
En relación a esta teoría,  y basada en las investigaciones de Jean Piaget surge la necesidad de encontrar explicaciones validas sobre la adquisición y desarrollo del lenguaje por parte del niño, al centrar su interés en el proceso cognitivo explicando el suministro de la comprensión y producción de los mensajes lingüísticos.
En tal sentido, se señala como base para el estudio por considerar el proceso educativo, un proceso de carácter activo, donde el estudiante construye significados en base a sus experiencias  y los estímulos que recibe en el contexto en el cual se desenvuelve.
Bases Legales
            Las bases legales que sustentan la idea de realizar la investigación para fortalecer la educación primaria en el municipio Leonardo Infante, son las siguientes:
·         Constitución de la República Bolivariana de Venezuela. Artículos (102 y 103)
·         Ley Orgánica de Educación. Artículos (3, 21 y otros.)



CAPÍTULO III
MARCO METODOLÓGICO
           De acuerdo a la naturaleza de la investigación, esta estará enmarcada dentro de la concepción cualitativa, puesto que se pretende constituir o aportar con este estudio, teorías en pro del bienestar de un grupo de personas que asisten a un nivel educativo, con características particulares y similares, valores, conductas y actitudes, estudiando esta problemática tan compleja en su medio natural. De esta forma, la información se ha de recoger directamente de la realidad, observando sus comportamientos en esta.
         En cuanto al nivel de conocimiento que se desea alcanzar, podemos enmarcar el estudio en investigación descriptiva, ya que se pretende describir en todos sus componentes la realidad o el objeto de estudio y crear una aproximación teórica de gestión concertada, dialógica y participativa del docente de educación primaria
. De esta forma, la información se ha de recoger directamente de la realidad, observando sus comportamientos en esta, haciendo uso del método fenomenológico hermenéutico, a través de la técnica de entrevista y la observación participante.
          En sintonía con estos señalamientos, cabe resaltar de igual manera, la necesidad de conocer el comportamiento e implementación de las políticas educativas de la gestión escolar en educación primaria, con el fin de llegar al conocimiento en profundidad de los diversos matices de  implementación del nuevo diseño curricular bolivariano, especialmente en educación primaria, para luego dar aportes teóricos que fortalezcan este nivel del sistema educativo venezolano.


Referencias Bibliográficas
Arias, M. (2001). El Gerente de Aula. México: Editorial  Americana.
Becerra, N. (2005). El Director como Gestor de Desarrollo y Participación Local       dentro del Proyecto Pedagógico Comunitario. Tesis de Maestría. Universidad Pedagógica Experimental Libertador.
Borjas. (1997). Movimientos Sociales y Participación en Hispanoamérica. Editorial Centeno, Madrid – España.
Bravo, L. (2002). Participación y Comunidad. Editorial Universidad Estadal. Costa Rica.
Castells, M. (1994). Nuevas Perspectivas Críticas en Educación. Barcelona: Paidos.
Constitución de la República Bolivariana  de Venezuela (1999). Asamblea Nacional Constituyente. Caracas.
Diccionario de las Ciencias de la Conducta (1996)
Diccionario de la Real Academia Española. (2001).
Diccionario de la Real Academia Española (2005).
Diccionario de Ciencias Administrativas de España (2004).
Drucker, P. (1991). La Gerencia Efectiva. Hermes: México
Drucker, P. (2002). La Gerencia en la Sociedad Futura. Editorial Norma. Bogota.
Farro, F. (1995). Gerencia de Centros Educativos. Lima, Centro de Proyección Cristiana.
Garmston y Wellman (1999). El aprendizaje dialogico.

García, S. (1999). El rol del director y su relación con la supervisión. Trabajo de Grado: UNELLEZ.
Graffe, G. (2002). Gestión Educativa para la Transformación de la Escuela.
Habermas, J. (1987). Teoría de la Acción Comunitaria. Tomos I y II. Madrid: Taurus.

Ley Orgánica de Educación (2009). Gaceta Oficial Nº 5.929. Venezuela.

López, N. (2000). El Arte de la Mala Comunicación. México. Editorial Trillas.

Manes, J. (2003). Gestión Estratégica para Instituciones Educativas. Guía para Planificar Estrategias de Gerenciamiento Institucional. Ediciones Granica. Buenos Aires.

Rodríguez, M. (1999). La Gerencia Educativa y su Influencia en el Clima Organizacional de los Planteles Oficiales. Tesis de Grado para optar al Título de Magister en Ciencias de la Educación. Área: Planificación y Administración Educativa. Universidad del Zulia.

Peña, L. (2003). La Organización y Administración Escolar. Buenos Aires. Editorial Kaperluz.

Rodríguez, R. (1999). Crisis Educativa y Evaluación de los Aprendizajes. En Laurus Nº 1 (pp. 8-11). Universidad Pedagógica Experimental Libertador. Vicerrectorado de Docencia.

Ruíz Calleja, J. M. (2004). Dirección y Gestión Educativa. Fundación Educativa. Esumer. Medellín- Colombia.

Ruíz Calleja, J. M. (1998). Dirección de los Procesos Educativos. CEDAI. UNISARC. Colombia.
Sallenave, J. (1998). Gerencia y Planificación Estratégica. Editorial Norma. Bogotá- Colombia.

Soto, M. (1993). Liderazgo Organizacional. Editorial Paidos. Buenos Aires.

Habermas (1987).Teoría de la Acción Comunicativa.

Vega, M. (2.005). Comunidad y Educación. Caracas- Venezuela.

Viloria, A. (2001). Sociedad Comunitaria y Participación. Editorial Ateneo de Caracas. Caracas.













No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada